Furgoneta camper: todo lo que debes tener en cuenta a la hora de comprar una.

El sector del ‘caravaning‘ está en su época dorada, puesto que cada vez son más las personas que se suman a este estilo de vida basado en la libertad que permite improvisar y dormir frente a paisajes mágicos sin restricciones horarias. Y más en la situación actual, en la que por miedo al contagio de coronavirus, muchas familias han cambiado los aviones, trenes y barcos por el transporte privado para desplazarse durante sus vacaciones de verano. No obstante, elegir un modelo entre todas las opciones disponibles en el mercado no es una tarea fácil, ya que se deben tomar muchas decisiones importantes que marcarán los futuros viajes. A continuación, te contamos todo lo que debes tener en cuenta a la hora de comprar una furgoneta camper.

Las furgonetas camper ofrecen un estilo de vida basado en la libertad
Las furgonetas camper ofrecen un estilo de vida basado en la libertad

El tamaño de la furgoneta

En primer lugar debes decidir si vas a comprar una furgoneta grande o pequeña. Recuerda que no siempre debes apostar por la más grande, es importante que medites bien tus necesidades. Es cierto que un vehículo grande, como por ejemplo la Citroën Jumper o la Fiat Ducato, da bastante más juego a la hora de viajar, puesto que puede equipar más accesorios y ofrece una mayor sensación de amplitud y comodidad. Sin embargo, debes ser realista y tener en cuenta el uso que le vayas a dar al vehículo, puesto que si lo vas a usar también para tu día a día o para ir a trabajar, es aconsejable que optes por una furgoneta pequeña, ya que te permitirá circular y aparcar de una forma más cómoda y sencilla. Además, el gasto de combustible es mucho menor en una furgoneta pequeña, aproximadamente entre dos o cuatro litros menos por cada cien kilómetros.

¿Quieres camperizarla tú?

En segundo lugar, debes decidir si quieres que la furgoneta venga camperizada de serie, como la Mereces-Benz Marco Polo o la Volkswagen California, o por el contrario, prefieres equiparla tú. Lo más habitual es comprar una furgoneta salvaje para ir modificándola poco a poco, pero si es la primera vez que vas a adquirir una camper puede que te resulte más fácil comprar una furgoneta ya preparada por un concesionario, ya que son muy funcionales y cuentan con todas las homologaciones necesarias. Por su parte, si prefieres equiparla a tu gusto desde cero, recuerda que todas las modificaciones que realices deben cumplir con unos requisitos y homologaciones en función de la reforma. Por último, otra buena opción es crear el diseño que más te guste y llevar la furgoneta a un taller especializado para que te lo hagan y así evitar problemas.

El equipamiento de la furgoneta

En tercer lugar debes decidir qué quieres que equipe tu furgoneta camper y para ello debes tener en cuenta el uso que vayas a hacer de ella y tus gustos personales. Para tomar esta decisión céntrate en los siguientes puntos:

  • Tipo de viajes que vas a realizar: ¿viajes cortos o largos? ¿viajes solo en verano o durante todo el año?
  • Ocupantes: calcula el número de personas, si van a viajar niños, mascotas, etc.
  • Necesidades: cocina, agua caliente, ducha, etc.
  • Deportes o aficiones: debes contar con un espacio específico para llevar el equipo que necesites (bicicletas, tablas de surf, equipo de escalada, equipo de golf, etc.).

Acude a un concesionario

En cuarto y último lugar, es muy importante que acudas al concesionario de la marca que hayas elegido para pedir un presupuesto. Esta visita te ayudará también a conocer a fondo todas las prestaciones del vehículo para saber si estás haciendo una buena compra. Además, nunca se sabe, igual estás en tu día de suerte y das con un modelo de kilómetro cero que tenga muy buenas condiciones. Finalmente, al ver el vehículo en el concesionario, recuerda que debes comprobar el funcionamiento de todo el equipamiento, para que los expertos te puedan ayudar en caso de que no sepas como funciona alguna cosa.

Furgoneta camper de segunda mano

Las furgonetas camperizadas no suelen ser baratas, de modo que es fundamental que definas muy bien el presupuesto del que dispones antes de comenzar a buscar tu camper perfecta. Piensa que en el presupuesto debes incluir también la parte que se va a destinar en la personalización. Como el precio final del vehículo suele ser elevado, muchas personas optan por las furgonetas camper de segunda mano, ya que así pueden gastarse más dinero en la personalización y las mejoras del vehículo.

Si decides comprar una furgoneta camper de segunda mano, te recomendamos que solicites en Tráfico un documento que acredite que el vehículo está libre de cargas y que el vendedor es, efectivamente, el propietario.

https://www.neomotor.com/conduccion/furgoneta-camper-todo-lo-que-debes-tener-en-cuenta-a-la-hora-de-comprar-una.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *